CREATIVIZANDO TU VIDA

¿Qué-es-la-creatividad_-

Las exigencias de hoy nos hace llevar un estilo de vida rutinario que llega a aburrirnos de nosotros mismos. ¡ Agrégale creatividad a tu vida !.

El cansancio, el estrés, las tensiones y las responsabilidades nos consumen de tal forma que no nos deja con las energías suficientes para hacer algo nuevo en el día. Vivimos llevando una vida metódica y rutinaria provocando que terminemos aburridos de nosotros mismos.

Pero, si empezamos a romper la rutina y empezamos a realizar actividades que nos ayuden a despejar la mente y añaden creatividad a nuestra vida, nuestra vida será mucho más sencilla y ligera de llevar. Aprende a desarrollar tu creatividad con estas cuatro actividades:

Aléjate de tu ordenador: En esta época la tecnología nos ata frente a un ordenador. Por eso, es mejor que te des un respiro dejando el ordenador a un lado y busques salir a los espacios abiertos. Ello te facilitará abrir tu mente.

Practica hobbies culturales: No hay nada mejor que disfrutar tu tiempo viendo películas, artes plásticas, fotografías y publicaciones. Cada vez hay cosas nuevas y cada una de estas ramas te sorprenderá con cosas fuera de lo común. La lectura de un libro es una gran alternativa para desarrollar la creatividad.

Fotografía tu mundo: Tomar fotos es otra de las actividades que deja fluir nuestra creatividad. Verás que fotografiar distintas cosas o sucesos te abrirá la mente.

Focalízate en los detalles: La observación es muy importante y si nos enfocamos en los detalles que rodean nuestra vida y nuestro entorno, tu creatividad se impulsa al 100%.

 ¡ CULTIVA TU CREATIVIDAD Y DISFRUTARÁS LA VIDA !

Advertisements

EL GIMNASIO DE LA CREATIVIDAD

Cerebro-ejercit%C3%A1ndose-405615_211x211[1]

La capacidad creativa se puede entrenar y las personas creativas son más capaces de idear proyectos innovadores que las demás.

¿Qué diferencia a una persona creativa de las demás? ¿Es la creatividad una herramienta para innovar? ¿Qué debemos hacer para que la creatividad logre convertirse en una herramienta más beneficiosa en nuestro centro de trabajo

Aquí hay 10 recomendaciones que te ayudarán a estimular tu creatividad:

  1. Difiere el juicio, esta es una regla para la lluvia de ideas pero también un consejo importante. Los primeros en matar las ideas somos nosotros. Antes de sugerir una idea la evaluamos: “¿Será buena?”, “¿Nos alcanzará el dinero?”, “¿Qué pensaran los otros de mí, si digo esta idea?”… y ni siquiera la sugerimos cuando ya la matamos. Se requiere de diferir o retrasar el juicio para una buena ideación.
  2. Recuerda que “ideas” y “soluciones” no son lo mismo.
  3. Todos somos creativos, y la creatividad se puede desarrollar.
  4. Hay más creatividad en la profunda clarificación de un problema que en la generación de 1000 ideas ya conocidas.
  5. Hacer un prototipo es una actitud: Hacer un prototipo no tiene por qué ser algo tangible. Es la intención de experimentar y probar y aprender cada vez.
  6. Dejemos de crear comités: No hay nada más mortífero para el proceso creativo que la formación de comités de evaluación. Los comités filtran la colaboración y sin colaboración y debate no puede surgir la creatividad y por lo tanto la innovación.
  7. Evalúa generativamente, a la hora de evaluar hazlo primero considerando todo lo positivo y el potencial de la idea. Todas las ideas tienen algo positivo. Todas las personas somos creativas y todas las ideas tienen algo positivo.
  8. Equivócate bien y a propósito, Anticipar y provocar las fallas en nuestras ideas es una forma de analizar el riesgo de las mismas.
  9. El éxito ha matado más ideas que el fracaso. Es importante lograr el éxito, pero si te quedas siempre sin seguir avanzando en ese momento de éxito, lo más seguro es que se te estén perdiendo muchas ideas buenas y te quedaras atorado.
  10. El clima creativo produce resultados, y es el líder el que facilita que se de el clima creativo.

¿CUANDO EMPIEZA TU ENTRENAMIENTO CREATIVO?

15+1 cosas distintas de las personas creativas

explota-creatividad02[1]

Las personas más creativas realizan varías cosas distintas del resto de personas.

Vamos a aprender de ellos que:

1.- Sueñan despiertos

A pesar de lo que sus profesores les dijeran, las personas creativas saben que soñar despiertos no es, en absoluto, una pérdida de tiempo. Se ha descubierto que soñar despierto activa los mismos procesos cerebrales que se asocian a la imaginación y la creatividad.

2.- Lo observan todo

Las personas creativas se comen el mundo; ven posibilidades en cualquier lugar y están constantemente recopilando información que pueda servir para la expresión creativa.

3.- Elaboran sus propios horarios de trabajo a su medida

Muchos grandes artistas afirman que cuando mejor hacen su trabajo es o por la mañana temprano o a altas horas de la noche. Vladimir Nabokov empezaba a escribir inmediatamente después de levantarse, a las 6 o a las 7 de la mañana; Frank Lloyd Wright decía que se había acostumbrado a levantarse a las 3 o a las 4 de la mañana, ponerse a trabajar durante unas horas, y luego volverse a acostar.

4.- Se reservan unos momentos de soledad

Para estar más abiertos a la creatividad, tenemos que ser capaces de usar nuestra soledad de forma constructiva. Debemos superar el miedo a estar solos.

5.- Saben aprovechar los problemas que les plantea la vida

Muchas de las historias míticas y de las canciones de todas las épocas han sido inspiradas por un drama o por un desamor; lo bueno de estos retos es que al final han servido como catalizador para crear arte.

6.- Buscan nuevas experiencias

A la gente creativa le encanta lanzarse a probar nuevas experiencias, sensaciones y estados mentales. Esta apertura y amplitud de miras suele activar de manera significativa la creatividad. Estar abierto a nuevas experiencias te lleva, la mayoría de las veces, a obtener logros creativos.

7.- Se caen y vuelven a levantarse

El trabajo creativo a menudo se describe como un proceso de fallos repetidos hasta acabar encontrando algo que encaja y que funciona. Las personas creativas, al menos las que tienen éxito, aprenden a no tomarse demasiado a pecho los errores.

8.- Plantean grandes preguntas

La gente creativa es insaciablemente curiosa; normalmente, optan por cuestionar cualquier aspecto de la vida, e incluso cuando envejecen mantienen su sentido de la curiosidad.

9.- Observan a las personas

Son observadores por naturaleza y tienen curiosidad por la vida de los demás; a las personas creativas les suele gustar observar a la gente, y a menudo extraen algunas de sus mejores ideas de ahí.

10.-  Se arriesgan

Una parte del trabajo creativo implica correr riesgos; muchas personas creativas disfrutan del riesgo en diversos aspectos de su vida.

11.- Siguen sus pasiones verdaderas

La gente creativa suele tener una motivación intrínseca; esto es, una persona creativa está motivada a actuar desde sus más internos deseos, en lugar de buscar el reconocimiento o las recompensas externas.

12.- Salen de sus propias mentes

Salen de su perspectiva limitada y exploran otras formas de pensamiento, que pueden ser una baza importante para el trabajo creativo. Salen de su zona de confort.

13.- Pierden la noción del tiempo

Las personas creativas pueden pensar que cuando están escribiendo, bailando, pintando o expresándose, entran “en la zona”, lo que se conoce como estado de flujo, que puede ayudarlos a crear a su máximo nivel de expresión.

Entras en esa zona cuando realizas una actividad con la que disfrutas y que se te da bien, pero que a la vez te plantea retos; es lo que define a un buen proyecto creativo.

14 .- Saben unir los puntos

Si hay algo que distinga a las personas altamente creativas del resto es la capacidad de ver oportunidades donde otros no las ven.

En palabras de Steve Jobs: “La creatividad simplemente consiste en conectar las cosas. Cuando le preguntas a las personas creativas cómo han hecho algo, se sienten un poco culpables porque en realidad no han creado nada, sino que se han limitado a ver algo. Tras un tiempo, les resulta obvio, pues han sido capaces de conectar las experiencias que habían tenido y de sintetizar cosas nuevas”.

15.- Les gustan los cambios radicales

La diversidad de experiencias es crucial para la creatividad. A las personas creativas les encanta alterar las cosas, tener nuevas experiencias y evitar que su vida se convierta en algo monótono y mundano.

15+1.- TU ERES IRREPETIBLE. POR LO TANTO, ERES UN VALOR DIFERENCIAL Y CREATIVO !!!!

¿PREGUNTARLE A LA INNOVACIÓN?

preguntas[1]

 

La clave para la innovación no está en recoger más datos, sino más bien en hacer más preguntas.

¿Qué hace que una pregunta sea “buena”? Una cuestión buena replantea un problema y te obliga a mirarlo de una manera diferente. Desafía suposiciones y es realmente ambicioso. A menudo, estas preguntas comienzan con la frase “¿Cómo podríamos … ” Ellas tienen una cualidad magnética que hace que la gente quiera responderlas, para hablar de ellas, para trabajar en ellas. Hacen la carrera en la imaginación. La cámara Polaroid salió de la pregunta de una niña de 3 años de edad, ” ¿Por qué tenemos que esperar a que salga la fotografía?”.

¿Qué preguntas no se preguntaron lo suficientemente temprano o bastante durante un proyecto de innovación?.

Hay dos clases:

1.- En primer lugar, las fundamentales ¿Por qué estamos haciendo esto? ¿Qué es lo que a la gente realmente le preocupa?.

2.- En segundo lugar están las preguntas locas. ¿Qué pasa si lo hacemos al revés? ¿Y si fuéramos a hacer algo distinto aunque parezca ridículo? Ideas interesantes pueden salir de la exploración de cosas imposibles. Hay un lugar para hacer estas preguntas, cuando se está en la etapa más abierta de pensar.

Tienen que empezar los directivos a hacerse preguntas a sí mismos. Esto es un ajuste difícil, porque muchos de los directivos están entrenados para pensar, la gente les observa en busca de respuestas. Si empiezan a hacer preguntas, sacudirá su confianza. Sin embargo, los grandes directivos se hacen preguntas, y siempre que sean interesantes y ambiciosos, la gente no se asusta.

Puedes sustituir la misión de la empresa por preguntas ¿Por qué?

Las personas pueden trabajar mejor alrededor de una pregunta que un manifiesto.  Una pregunta te indica que estamos en un camino juntos: “¿Cómo podemos mejorar nuestra atención a los clientes?” Un manifiesto confiesa que ya lo hemos realizado: “Somos una empresa que da una buena atención a sus clientes.” El manifiesto es un poco arrogante y aporta poco desarrollo y crecimiento a la empresa. La pregunta incita e inicia a la empresa lo que quiere hacer y hacia dónde innovar.

¿Quiere ser innovador? Realiza mejores preguntas.